La mecánica del sufrimiento humano

Sadhguru examina la mecánica y la causa del sufrimiento humano y nos ofrece una herramienta para salir del «cubo de basura» que es nuestra mente.
mechanismen-menschlichen-leidens
 

Sadhguru examina la mecánica y la causa del sufrimiento humano y nos ofrece una herramienta para salir del «cubo de basura» que es nuestra mente.


Sadhguru: Hay dos maneras en las que la gente puede sufrir. Generalmente, la gente piensa en términos de sufrimiento físico y sufrimiento mental. El sufrimiento físico podría ser causado de diferentes maneras, pero el 90% del sufrimiento humano es mental, el cual es causado dentro de nosotros mismos. La gente crea sufrimiento para sí misma todos los días, sufriendo ira, miedo, odio, celos, inseguridad y tantas otras cosas. Este es el máximo sufrimiento en el mundo.

La mecánica del sufrimiento

¿Por qué está sufriendo la humanidad? Entendamos la mecánica del sufrimiento. Hoy por la mañana, ¿viste que el sol salió maravillosamente bien? Las flores florecieron, ninguna estrella se cayó, las galaxias están funcionando muy bien. Todo está en orden. Todo el cosmos está sucediendo maravillosamente bien hoy, pero solo un gusano de pensamiento que se arrastra por tu cabeza te hace creer que hoy es un mal día. El sufrimiento se produce, esencialmente, porque la mayoría de los seres humanos han perdido la perspectiva de lo que se trata esta vida. Su proceso psicológico se ha vuelto mucho más grande que el proceso existencial o, para decirlo sin rodeos: has hecho que tu insignificante creación sea mucho más importante que la creación del Creador. Esa es la fuente fundamental de todo sufrimiento. Hemos perdido el sentido completo de lo que significa estar vivo aquí. Un pensamiento en tu cabeza o una emoción dentro de ti determina la naturaleza de tu experiencia ahora mismo. Toda la creación está sucediendo maravillosamente bien, pero un solo pensamiento o emoción puede destruirlo todo. Y tu pensamiento y emoción pueden no tener nada que ver incluso con la realidad limitada de tu vida.

Lo que llamas «mi mente» en realidad no es tuya. No tienes una mente propia. Por favor, analízalo cuidadosamente. Lo que llamas «mi mente» es solo el cubo de basura de la sociedad. Cualquiera y todos los que pasan por tu lado te meten algo en la cabeza. Realmente no tienes ninguna elección sobre de quién recibir y de quién no recibir. Si dices: «No me gusta esta persona», recibirás mucho más de esa persona que de cualquier otra. Realmente no tienes elección. Si sabes cómo procesarla y usarla, esta basura es útil. Esta acumulación de impresiones e información que has reunido solo es útil para la supervivencia en el mundo. No tiene nada que ver con quién eres.

De lo psicológico a lo existencial

Cuando hablamos de un proceso espiritual, estamos hablando de pasar de lo psicológico a lo existencial. La vida se trata de la creación que está aquí, de conocerla absolutamente y experimentarla tal como es; no de distorsionarla de la manera que quieras. Si quieres moverte hacia la realidad existencial —para decirlo de manera muy simple—, solo tienes que ver que lo que piensas no es importante, que lo que sientes no es importante. Lo que piensas no tiene nada que ver con la realidad. No tiene ninguna gran relevancia para la vida. Está solo parloteando con las tonterías que has recogido de alguna otra parte. Si crees que es importante, nunca mirarás más allá de eso. Tu atención fluye naturalmente en la dirección de lo que tú consideras importante. Si tu pensamiento y tus emociones son importantes, naturalmente toda tu atención estará justo ahí. Pero esa es una realidad psicológica. Eso no tiene nada que ver con lo existencial.

El sufrimiento no llueve sobre nosotros, se fabrica. Y la unidad de fabricación está en tu mente. Es hora de apagar la unidad de fabricación.

Descarga el libro electrónico gratuito «Inner Management» («Administración interior»), donde Sadhguru ofrece herramientas efectivas para mejorar nuestras capacidades, y nos muestra una manera de abrir una nueva dimensión de la vida que nos libera de las influencias externas. (Aún no está traducido al español).

Descarga «Inner Management»

Cortesía de la imagen: Cara pensativa, por Navarh