Manipura: el centro de mantenimiento

Sadhguru arroja luz sobre el manipura (o manipuraka), que es esencial para las funciones de mantenimiento del cuerpo.
Manipura – The Maintenance Center
 

Sadhguru arroja luz sobre el manipura (o manipuraka), que es esencial para las funciones de mantenimiento del cuerpo. Habla sobre la posibilidad de mover el manipura y la importancia de este movimiento en las tradiciones de las artes marciales, así como sobre la sadhana de manipura que implica difundir el sonido por todo el sistema.

 

Sadhguru: El manipura es, en cierto modo, una consecuencia del swadhishthana y el muladhara. Es un centro de mantenimiento. El swadhishthana y el muladhara, juntos, generan vida: todo lo que es fundamental y regenerativo para el cuerpo. El manipura solo mantiene. Esto es importante porque cualquier cosa que hayas creado desaparecerá después de algún tiempo, si no la mantienes. Por hermoso que parezca un jardín, si no se mantiene durante un mes, ya no lo puedes llamar un jardín. El mantenimiento es vital. En ese sentido, el manipura es vital. 

Mover el manipura

Este es el único lugar donde se encuentran todos los 72 000 nadis y se redistribuyen. Debido a eso, uno puede mover su manipura de muchas maneras diferentes. Cada chakra se puede mover, pero, particularmente, el manipura tiene más movilidad.

Para aquellos que están en las artes marciales, ser capaz de mover el manipura es importante. Para mover el manipura, tu arte marcial tiene que pasar del movimiento a la quietud. Todos estos movimientos violentos y difíciles de las artes marciales son solo para llegar a un lugar donde puedes estar sin ningún movimiento. Cuando hay quietud en el sistema, entonces se verá enormemente mejorada tu capacidad de mover el manipura. En algunas películas del Lejano Oriente, es posible que hayas visto escenas en las que hay un anciano sentado allí, simplemente hace: «juu», y todos se caen. La capacidad de mover el manipura te da un tipo diferente de poder.

Una cosa que se hace en los estilos de artes marciales del Lejano Oriente es golpear continuamente el manipura de diferentes maneras. Todos los días, los practicantes reciben cientos de golpes en el estómago para fortalecerlo de tal manera que sea muy estable. Cuando es lo suficientemente estable, puedes moverlo a donde quieras. Mover tu manipura, o tu centro de mantenimiento, lejos del ombligo mejora en gran medida la capacidad del cuerpo para recibir palizas y lesiones, y para sobrevivir a todo eso. También da una capacidad fenomenal para mover tu energía. Hay muchas historias increíbles sobre el manipura siendo manipulado por expertos en artes marciales de manera poderosa.

Cuando trasladas el manipura de su ubicación natural, es muy importante mantener tu cuerpo quieto, de lo contrario, no durarás mucho. No cruzarás los 35, 36 años de edad. Si ocurre algún movimiento en ese momento, entonces todo el centro de mantenimiento entrará en desorden. Una vez que el centro de mantenimiento entra en desorden, simplemente morirás de una manera extraña, sin razón aparente. Nadie puede diagnosticar lo que ha sucedido contigo.

Difundir el sonido

Las personas de las artes marciales, en su mayoría, buscan la destreza física. Pero las personas en el camino espiritual que están en sadhana de manipura traen sonido al manipura. Si traes cualquier sonido al manipura, se extiende por todo el cuerpo. Digamos que quieres que el sonido «Shiva» o «Shambho» se convierta en una parte de tu sistema; entonces haces sadhana de manipura con el sonido para que se extienda a cada parte del cuerpo, y tu cuerpo reverbere con este sonido

Esto le sucedió a Palani Swami. Nunca le dijo su nombre a nadie. La gente se refería a él como «Palani Swami» porque lo vieron en muchos estados fantásticos alrededor de las Colinas Palani. Sin hacer nada, simplemente sentado en un solo lugar, atrajo a tantas multitudes que los sacerdotes del templo se resintieron. Les molestaba que la gente se acercara a este hombre, que no hacía nada y mendigaba su comida, y no fuera a ellos, aunque hacían sus rituales y deberes en el templo desde la mañana hasta la tarde. Querían encontrar algo en su contra.

Un día, acusaron a Palani Swami de pronunciar «Shambho» mientras se aliviaba a sí mismo por la mañana, lo que se consideraba incorrecto. Cuando defecas, no deberías decir «Shiva», para decirlo llanamente. Fue llevado ante el panchayat del pueblo y lo acusaron de profanar el nombre de dios. Se sentó, frente a este montón ignorante de jueces, con los ojos cerrados y la boca cerrada. Por todas partes, resonó una fuerte reverberación del sonido «Shambho». Ese fue el final de sus esfuerzos de enjuiciamiento. Con este incidente, recibió demasiada atención, que no quería, así que dejó ese lugar.

Si llevas un sonido a tu manipura, se extenderá a través del sistema, y el mismo cuerpo reverberará con ese sonido. Si lo pronuncias con la boca, se llama japa. Si lo pronuncias con tu corazón, se llama tapa. Si lo traes a tu manipura, se llama ajapa. Eso significa que, sin hacer japa, sin abrir la boca, sin usar las cuerdas vocales y los pasajes de aire, tu cuerpo reverbera con el sonido.

Estos tres chakras —muladhara, swadhishthana y manipura— constituyen la dimension física del cuerpo de muchas maneras. Los otros cuatro chakras son de naturaleza diferente. Ya sea que uno quiera vivir bien física, mental, emocional o energéticamente, o que uno quiera mejorar sus capacidades, los más esenciales son muladhara, swadhishthana y manipura. Se desarrollaron escuelas enteras de yoga en permutaciones y combinaciones de estos tres.

Nota del editor: Descarga el libro electrónico «Inner Management» («Administración interior»), donde Sadhguru revela herramientas efectivas para mejorar las capacidades, cambiar la vida y abrir una nueva dimensión que nos libere de las influencias externas. Pon «0» en el campo del precio para descargarlo gratis. Descargar «Inner Management» («Administración interior»). (Disponible solo en inglés).

Una versión de este artículo se publicó originalmente en la revista Forest Flower, de septiembre de 2017.