Por qué tu proceso de pensamiento sigue interminablemente y qué puedes hacer al respecto

Prominentes neurólogos de la Academia India de Neurología se reunieron con Sadhguru el 10 de abril de 2021, para una conversación estimulante sobre el sistema neurológico humano, la mente y la experiencia. En este fragmento, el Dr. Amitaabh Varma y Sadhguru exploran la naturaleza de los pensamientos y el «modo por defecto» del cerebro, tanto desde el punto de vista neurocientífico como desde el punto de vista yóguico.
 

 

El Dr. Varma es el presidente de la subsección de Neurología Contemplativa y de la sección de Neurología Cognitiva de la Academia India de Neurología. Ha sido médico durante 50 años, con 45 años de experiencia como neurólogo. Solía enseñar en el Instituto Panindio de Ciencias Médicas (AIIMS) de Nueva Delhi, y es el primer neurólogo de la historia que ha sido designado médico honorario del Presidente de la India.

 

 

Dr. Amitaabh Varma: Nuestro cerebro siempre está ocupado con pensamientos. ¿Qué son los pensamientos y de dónde surgen? Desde el punto de vista neurológico, hay procesos cerebrales que llevan al flujo de información previamente almacenada, en forma original, segmentada o reorganizada por asociación. Esto puede llevar a conclusiones orientadas a la realidad, bien sea en las percepciones auditivas, visuales o en las audiovisuales. Entonces, los pensamientos son audiovisuales. Esto es importante, porque esta definición te dirá que las diferentes áreas del cerebro tienen información incorporada en ellas.

Pero, ¿qué es lo que capta esta información? Esa zona concreta del cerebro se conoce como «red neuronal por defecto». Por defecto, está siempre activa, y consume el 90% de la energía total del cerebro. Pero, a pesar de saber todo esto, seguimos sin saber quién es el iniciador de toda esta información y quién el receptor. Le pido a Sadhguru que nos ilumine con las ciencias yóguicas.

Sadhguru: Solo sé lo que sé de mi propia experiencia. No estudié estas cosas. Pero, en el sistema yóguico de práctica, fortalecer el sistema neurológico es muy importante, porque toda la ciencia del yoga consiste en mejorar nuestra percepción. Los yoguis son unos testarudos que se niegan a creer cualquier cosa que no esté en su experiencia. La única manera para que algo entre en tu experiencia es mejorar tu percepción.

Si quieres mejorar tu percepción, es muy importante tener un sistema neurológico fuerte y vibrante. En el sistema yóguico, no vemos el cerebro como una entidad separada. Vemos la columna vertebral y las demás partes del sistema neurológico como las raíces y el tallo de un árbol, y el cerebro como una flor. No hacemos nada en particular sobre el cerebro, pero podemos mejorar la capacidad del sistema neurológico y llevarlo a un espacio en el que no se altere por ningún motivo, sin importar qué situaciones nos golpeen.

Vemos la columna vertebral y las demás partes del sistema neurológico como las raíces y el tallo de un árbol, y el cerebro como una flor.

Un yogui siempre se esfuerza por una cierta estabilidad del sistema neurológico, porque esto determina tu nivel de percepción y tu capacidad para manejar tu percepción. Todo un montón de gente debe estar contenta por no percibir muchas cosas en el mundo. Si supieran todo lo que está pasando, ni podrían dormir ni hacer nada; se volverían locos. Dicen que la ignorancia es dicha, porque muchas personas no pueden manejar la realidad de su existencia.

Habiendo dicho eso, ¿cuál es la base del pensamiento? Explicaste la situación mecánica de lo que ocurre en el cerebro. Este mecanismo por defecto es algo que también se reconoce en el yoga, y un aspecto importante de las prácticas yóguicas es detener esta actividad por defecto. El modo por defecto de tu sistema neurológico debe llegar a quedarse quieto, de modo que lo que sucede en tu sistema neurológico sea, al menos en gran medida, intencional —si no absolutamente—. Una vez que esto ocurre, aumenta enormemente tu capacidad para ver las cosas con claridad y manifestar lo que quieres en el mundo.

Cualquier cosa que acumules puede ser tuya, pero tú no eres eso.

Pero, ¿por qué está activo este continuo modo por defecto? Una forma sencilla de verlo es que los seres humanos siempre se identifican con algo. Desde el momento de su nacimiento, aprenden rápidamente a identificarse con algo; inicialmente con la madre, luego con el hogar, la familia, la educación, la raza, la religión, la nacionalidad, la casta y el credo; miles de identidades.

Esta necesidad de identidad es una herramienta para funcionar en la sociedad; pero, a medida que se concreta o, en otras palabras, cuanto más te identificas, más activo se vuelve este modo por defecto. Tendrás un proceso de pensamiento interminable en marcha. Los pensamientos correrán al azar en tu mente sin ningún motivo, principalmente porque estás identificado con algo que no eres.

Cualquier cosa que acumules puede ser tuya, pero tú no eres eso. Acumulamos este cuerpo, la información en nuestras mentes, personas, cosas y varias identidades. La forma en que nos identificamos es la forma en que pensará nuestra mente, porque el propósito del intelecto es principalmente proteger la identidad. Cuanto más fuerte sea tu identidad, más fuertemente operará tu modo por defecto. Si tu identidad no es tan fuerte, decaerá tu modo por defecto.

Estar sin pensamiento no significa estar inconsciente. De hecho, solo cuando no hay ninguna distracción del pensamiento, eres realmente consciente. La consciencia está siempre funcionando; el proceso de pensamiento es una actividad. Si nuestra mano comienza a saltar por su cuenta, sabemos que es una dolencia. Pero, si nuestra mente está en ese estado, le damos el digno nombre de «modo por defecto». En el sistema yóguico, este «modo por defecto», cuando tu mente está saltando por todas partes debido a identificaciones innecesarias, se considera como una especie de dolencia.

La consciencia está siempre funcionando; el proceso de pensamiento es una actividad.

Malinterpretas tu realidad psicológica como existencial. Una vez que cometes ese error, el modo por defecto será el modo más dominante dentro de ti, lo que significa que tu mente solo será útil de vez en cuando; pero, la mayoría de las veces, será una molestia.  Desafortunadamente, la mayoría de los seres humanos están tan profundamente identificados con su propio proceso de pensamiento que este sigue interminablemente.

Una vez que tu proceso de pensamiento por defecto se vuelva mínimo o se detenga, tu identidad se aflojará. O, si conscientemente te distancias de tus identidades, el proceso de pensamiento disminuirá naturalmente y conocerás muchos momentos, minutos u horas de experiencia sin pensamientos.

Si puedes sentarte aquí sin ningún sentido de identidad, tu modo por defecto estará casi apagado. Si yo cierro mis puertas y me retiro por cuatro o cinco días, no tengo un solo pensamiento en mi mente. No leo nada, ni miro la televisón, ni el teléfono o cualquier otra cosa. Ni siquiera miro por la ventana. Ni un solo pensamiento pasa por mi mente, porque el proceso de la vida es un fenómeno mucho más grande que el proceso de pensamiento.

Nota del editor: Este artículo fue publicado originalmente en la revista Forest flower, de mayo de 2021. ¡Suscríbete a la edición digital! (Solo disponible en inglés.